Remedios-8

El Señor nos ha dado remedios naturales que son: el aire puro, el sol, la abstinencia, el descanso, el ejercicio, un régimen alimenticio conveniente, el agua y la confianza en el poder divino son los verdaderos remedios.
(Ministerio de Curación, 89)