Títulos

Aunque toda la hueste angélica estaba a las órdenes de Jesús, él no pretendió ser nadie grande o eminente. No hizo preceder su nombre por el título de “profesor” a fin de agradarse a si mismo. Los cristianos profesos que obran con falsedad en relación con sus creencias son canales mediante los que trabaja Satanás. […]

Tiempo

El tiempo dedicado a aquello que no tiende a moldear el alma a la semejanza de cristo, es tiempo perdido para la eternidad. (JT2, 411) Muchos desperdician en la cama las alegres horas de la mañana. Una vez perdidas, estas preciosas horas se fueron para siempre; se pierden para esta vida y para la eternidad. […]

Tibieza

Muchos reciben el Evangelio como una manera de escapar del sufrimiento, más bien que como una liberación del pecado. Se regocijan por un tiempo, porque piensan que la religión los libertará de las dificultades y las pruebas. Mientras todo marcha suavemente y viento en popa, parecen ser cristianos consecuentes. Pero desmayan en medio de la […]

Tristeza

Cuando la luz del cielo brilla en el instrumento humano, su rostro expresa el gozo del Señor que mora en lo íntimo. La ausencia de Cristo en el alma hace que la gente sea triste y tenga una mente que desconfía. La falta de Cristo es lo que hace que el rostro sea triste y […]

Trabajar

Debéis orar como si la eficiencia y la alabanza se debieran completamente a Dios, y trabajar como si el deber fuera todo vuestro. (EUD, 65) Debemos velar, obrar y orar como si éste fuese el último día que se nos concede. (2JT 60) Todo verdadero seguidor de Cristo tiene una obra que realizar. Dios ha […]

Testimonio

Cada acto de nuestra vida afecta a otros para bien o para mal. (Testimonios T1, 205) Dondequiera que se emplee el poder del intelecto, de la autoridad o de la fuerza, y no se manifieste la presencia del amor, los afectos y la voluntad de aquellos que procuramos alcanzar, asumen una actitud defensiva y rebelde, […]

Testimonio

Cada acto de nuestra vida afecta a otros para bien o para mal. (Testimonios T1, 205) Dondequiera que se emplee el poder del intelecto, de la autoridad o de la fuerza, y no se manifieste la presencia del amor, los afectos y la voluntad de aquellos que procuramos alcanzar, asumen una actitud defensiva y rebelde, […]

Testamento

Hay entre nosotros ancianos cuyo tiempo de gracia se acerca a su fin; pero por falta de hombres que estén alerta y aseguren para la causa de Dios los recursos que poseen, éstos pasan a las manos de los que sirven a Satanás. Estos recursos sólo les fueron prestados por Dios para que se los […]

Teología

Ministros, profesores, y maestros no consagrados ayudan a Satanás a levantar bandera dentro de nuestros propios baluartes. (T5, 12) Muchos de los que procuran prepararse para la obra del Señor piensan que es de rigor acumular grandes tomos de escritos históricos y teológicos. Suponen que el estudio de estas obras les será de gran beneficio […]

Tentación

1. EL PLAN DEL ENEMIGO. Satanás adapta sus tentaciones a los diferentes caracteres y temperamentos de los individuos. (Testimonios para la Iglesia, T3, 489) Satanás adapta sus tentaciones a todas las clases. (Conflicto, 658) Satanás estudia todos los indicios de la fragilidad humana, nota los pecados que cada hombre está inclinado a cometer, y cuida […]

Temperancia

Los hombres no serán nunca temperantes hasta que la gracia de Cristo sea un principio viviente en el corazón. El cristianismo propone una reforma del corazón….El plan de comenzar afuera y tratar de obrar hacia el interior siempre ha fracasado. (Temperancia, 91; CRA, 40) En Australia me encontré con un hombre que era considerado libre […]

Teatro

¿Cuál es el objeto del ministerio? ¿es mezclar lo cómico con lo religioso? El lugar para tales expresiones es el teatro. Si Cristo es formado en el interior, si la verdad con su poder santificador es introducida en el santuario intimo del alma, no tendréis a hombres festivos…(T.M., 143) Que no haya exhibiciones teatrales, porque […]

Talentos

El habla es un talento (…) La fuerza es un talento (…) La influencia es un talento (…) (CMC, 121) En un grado mayor o menor, todos están encargados de los talentos de su Señor. Las aptitudes espirituales, mentales y físicas, la influencia, la posición social, las posesiones, los afectos, la simpatía, todos son talentos […]